Favoritos
Buscar
Menú

Un clásico del buen gusto

Con sus inconfundibles formas y sus funciones inteligentes, la gama HANSALIGNA es la simbiosis perfecta entre un diseño sofisticado y la más avanzada tecnología. El canto redondeado transmite ligereza y armonía, y destaca por el contraste que se produce entre las formas exteriores, rígidas y geométricas, y la suavidad de las líneas interiores.


Así, lavarse las manos se convierte en todo un acontecimiento

La variante sin contacto de la gama HANSALIGNA seduce no solo por su sofisticado diseño, sino, además, por su manejo intuitivo e higiénico. Cuando se acercan las manos al sensor del grifo, el agua comienza a fluir automáticamente. La temperatura se puede preajustar con el regulador lateral. Cuando se alejan de nuevo las manos, el flujo de agua se detiene.


Lo más importante, de un vistazo

  • Un diseño muy atractivo: en el que las líneas interiores suaves, fluidas, contrastan con unas formas exteriores marcadamente angulosas.
  • Máximo confort: gran libertad de movimientos y variante opcional con manejo sin contacto (control electrónico).
  • Un abanico muy amplio de variantes para el lavabo.
  • Consumo de agua reducido de solo 6 l / min.

Están disponibles las siguientes variantes

De mando superior

La grifería se puede abrir y cerrar a la manera clásica, desde arriba, con el mando.

De mando lateral

El grifo de agua se abre y se cierra con el mando lateral. Así, se evita que caigan gotas de agua sobre el cuerpo de la grifería, y esta se conserva limpia y en condiciones higiénicas durante más tiempo.

Control electrónico

La grifería, que está disponible con alimentación de red o con batería, se puede controlar electrónicamente y ofrece funciones individualizadas.

Sin contacto

Para manejar las griferías sin contacto no es necesario accionar ningún mando: basta con aproximar las manos al sensor para que el agua fluya automáticamente, y con alejarlas para detener el chorro.

Exterior

En las griferías exteriores, todos los componentes técnicos se montan sobre el enlucido de la pared. Los tubos y las conexiones quedan a la vista.

Grifería mural

El cuerpo de la grifería se monta directamente en la pared, y no sobre el lavabo ni sobre el fregadero.

Bañera/ducha

¿Quiere que todo el cuarto de baño tenga un diseño uniforme? Con nuestras griferías para bañera y ducha, lo conseguirá sin problemas.

Repisa de la bañera

Las griferías para la repisa de la bañera se montan directamente sobre el borde de la bañera, y no en la pared ni aisladas en un punto cualquiera de la habitación.

Empotrada

En el caso de los productos empotrados, el cuerpo en que se mezcla el agua se instala empotrado, integrado en la pared. Las conexiones y los tubos desaparecen; solo quedan a la vista los elementos de mando y el caño por el que sale el agua.